Tobatí recibió nuevo pozo de agua potable

Publicado: 09/20/21 02:10:p. m.

Slider_20-9-21-X8.jpgLa ciudad de Tobatí, departamento de Cordillera, recibió un nuevo pozo de agua potable con un caudal equivalente a unos 50.000 litros por hora que permitirá mejorar la cobertura y calidad del servicio de unas 300 familias de diversas zonas. 

La recepción se llevó a cabo el pasado jueves 16 de setiembre y estuvo a cargo de Celso Moreno, presidente de la Junta de Saneamiento local, responsable de administrarlo. Dicha Junta recibió también tuberías, mangueras y otros insumos, destinados a optimizar el sistema de distribución. 

El nuevo pozo beneficiará directamente a unas 300 familias de diversas zonas. En particular, las que residen en la compañía Rosado, un atractivo punto turístico de esta localidad, enclavado en medio de cerros y cascadas. 

Con esta obra quedarán atrás los problemas de baja presión y cortes en el suministro, sufridos casi a diario por los pobladores. 

Todo esto gracias al Programa de Saneamiento y Agua Potable para el Chaco y Ciudades Intermedias de la Región Oriental del Paraguay del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), cuyo financiamiento proviene de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y fondos locales de contrapartida.

Tobatí es una de las cuatro ciudades de la Región Oriental, junto con Caacupé -la capital de Cordillera, distante a solo 17 km-, Horqueta, Concepción, y San Juan Bautista, Misiones, donde la perforación de pozos profundos aportará calidad a la prestación del servicio de agua potable. 

Con una inversión total prevista de G. 4.732 millones, los trabajos están a cargo de la constructora Chaco, bajo la supervisión del MOPC. 

REDES CLOACALES 

En paralelo se construyen también Unidades Sanitarias Básicas (USB) y sistemas de saneamiento, con Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales y redes de alcantarillado sanitario. 

El objetivo de este paquete de infraestructuras es contribuir a mejorar las condiciones de vida de las personas y el ambiente. 

Las tareas se llevan adelante con el acompañamiento del equipo Social del Programa, que realiza visitas casa por casa y charlas informativas, para relevar y responder las consultas de las familias usuarias.